No me hagas ¿robar?

We believe that content providers are a wee bit lost. They see us as their enemy. But we’re not! We love movies! And most of us understand that movies have a cost.

Portada de Don't Make Me Steal

A través del twitter de Álex Sancho llego a esta iniciativa, Don’t Make Me Steal,  que, aunque no me gusta mucho su nombre, ya que copiar no es robar, creo que tienen un manifiesto bastante interesante.

Creemos que los proveedores de contenidos están un poco perdidos. Nos ven como a sus enemigos. ¡Pero no lo somos! ¡Nos encantan las películas! Y la mayoría de nosotros entendemos que las películas tienen un coste.

Aquí las traduzco y adapto (seguro que hay algún error, me lo decís y lo arreglo):

1. Precios

En general, quiero que el modo de fijar los precios sea sencillo y transparente. No me importa que haya una ligera diferencia de precio entre películas según su antigüedad.

  • El alquiler no deber superar 1/3 del precio de la entrada al cine.
  • El precio de la compra no debe superar el de la entrada al cine.
  • El coste de la tarifa plana mensual no debe superar el de 3 visitas al cine.
  • El precio de las series de televisión debe ser 1/3 del de las películas aproximadamente.
  • Se paga por el contenido, no por la descarga.

2. Idiomas

  • Puedo conseguir el audio en cualquier idioma que el contenido haya sido producido.
  • Tras comprar una película, todos los idiomas están disponibles.
  • Los fans tienen permiso para crear y compartir subtítulos para cualquier contenido legalmente.

3. Comodidad

  • El contenido que pago está disponible inmediatamente.
  • El contenido se distribuye sin publicidad o interrupciones con advertencias sobre infracciones.
  • Puedo buscar películas o series por año, director, idioma, país, género, identificador de IMDB, etc.

4. Surtido y fechas de lanzamiento

  • La fecha de lanzamiento es global. No hay límites según en el país en el que vivas.
  • Puedo descargar casi cualquier película que se haya rodado.

5. Derechos

  • Puedo ver la película en cualquier dispositivo, sin que haya diferencias en su presentación.
  • Las películas no están vinculadas al proveedor del servicio, y en el caso de compra, deben estar libres de DRM.
  • Debo poder entender fácilmente mis derechos respecto a las películas que alquile, compre o vea con la tarifa plana.

Bueno, para empezar yo creo que no está nada mal, sería un gran paso adelante un servicio con estas características, pero yo creo que, como siempre, y más en España, el precio sería un factor crítico, que yo misma lo utilizara dependería de esto.

En este manifiesto yo añadiría algún tipo de “gratis con limitación” y/o “gratis con publicidad” para llamar a más gente.

¿Y vosotros? ¿dejaríais de descargar por otros medios si existiera uno (o varios) servicios de este tipo a precio razonable?

Os dejo con el bonito vídeo que os comentaba arriba: Copiar no es robar.

La crisis ha sido una gran estafa, y la víctima eres tú

Si Nada Ganamos Cuando Se Forraban ¿Por qué Hemos De Perder Cuando Se La Pegan?
Viñeta de El Roto en El País (23 de Septiembre de 2008)

“Los bancos tienen la culpa de todo”

“La banca ha tenido una conducta irresponsable”

“La crisis se ha producido porque se ha dejado que la banca cometa un fraude generalizado”

“Los directivos de los bancos que han recibido dinero del Estado y ahora pagan bonos son unos sinvergüenzas”

“La crisis se ha producido gracias a los chanchullos de la Administración de Bush”

¿Pero qué perroflauta se atreve a echarle la culpa a los bancos de todo lo que ha pasado? Aquí cada uno es responsable de sus decisiones, ¿no?

Pues precisamente los que tal afirman son, por este orden, Warren Buffet, la segunda aparece en un documento del G 20; la tercera es de Alan Greenspan, ex-presidente de la Reserva Federal de los EEUU; la cuarta es de Barack Obama y la quinta es una opinión de Paul Samuelson, premio Nobel de Economía.

Esto es un extracto de una entrevista a Juan Torres, catedrático de Economía Aplicada en la Universidad de Sevilla, consultor y asesor de gobiernos y organizaciones internacionales, escritor prolífico y bastante activo en Internet. Llegué a ella a través de Twitter (de nuevo!) aunque no he conservado el via 🙁

Recomiendo su lectura, para los que todavía crean que pueden fiarse de lo que se aconsejan en el banco, el banco no es tu amigo en absoluto, y esto lo puedo afirmar de primera mano, después de algunas experiencias familiares.

Muchos que me conocen me califican de liberal, y puede que lo sea, pero todo tiene un límite, que para algo está la ética ¿o no?

Si cuando los pisos subían y subían de precio, los bancos no tenían problema en dar hipotecas a personas por encima de sus posibilidades, porque  al fin y al cabo si no pagaban, se quedaban con el piso, que valía más, ¿por qué ahora que valen menos hay que inyectarles dinero? ¿Es ése el riesgo de su negocio?

Piensa en ello cada vez que entres en una sucursal, el banco no es tu amigo.

PD. como en la música, un “bonus track”: Si el sistema es esta mierda, soy antisistema.

Google Art Project: el museo entra en tu casa

Interfaz de Google Art Project

Hace poco fue la Capilla Sixtina online, y ahora llega Google Art Project que permite visitar algunos de los mejores museos del mundo desde casa con la tecnología de Street View.

Además de pasear por el museo, algunas obras pueden verse en alta resolución, y la aplicación también despliega contenidos relacionados y comentarios sobre las obras. Una joyita, vamos.

Reflexiones sobre el vegetarianismo

Ensalada africana del restaurante Maná
Ensalada africana del restaurante Maná, en Murcia

Durante el mes de septiembre pasado fui vegetariana (aunque comía lácteos y huevos). No lo he hecho por las razones más frecuentes, como adelgazar 😀 sino como un ejercicio de disciplina, igual que en otros meses he hecho otras cosas.

Es curioso, aparte de conseguir mi objetivo, he podido comprobar de primera mano que no es fácil ser vegetariano. Algunas experiencias:

  • La mayoría de gente pensaba que podía comer atún, mejillones, caballa… cualquier cosa que viniera en lata 😀 qué fácil sería entonces…
  • Mis amigos se escandalizaron un poco, me miraban con los ojos como platos y me preguntaban por qué quería sufrir ¡WTF! o si era porque me daban lástima los animales…
  • Es difícil salir de tapas, no por tener tentaciones, en absoluto, sino por la falta de variedad en tapas vegetarianas aparte de las patatas, fritas, cocidas o asadas, eso sí.
  • Es algo caro ser vegetariano pijo. Me refiero a conseguir alimentos como el tofu y similares. Al menos en mi zona no son fáciles de encontrar. Y aunque no son imprescindibles, de vez en cuando un caprichillo…
  • Es trabajoso. Es más difícil “comer cualquier cosa” que si comes carne, muchas soluciones fáciles (un filete a la plancha…) queda fuera, y buscar una alternativa que sea completa requiere un ejercicio de creatividad mayor.

Realmente creo que mi experiencia fue algo pobre porque no me gusta el queso ni muchos lácteos, y también limitada porque no dediqué mucho tiempo ni atención en buscar recetas atractivas y sencillas, aunque sí que hice algunos descubrimientos interesantes, y por ello me gustaría seguir investigando este mundo.

Así que si tenéis recomendaciones, sugerencias o consejos, son bienvenidos!